Guía Zelda: Breath of the Wild (2022) ▷ Consejos y Trucos

Descubre con esta guía todos los secretos escondidos en ⚡ Zelda Breath of the Wild ⚡ donde tendréis que volver a salvar al reino de Hyrule

Santuarios de Gerudo

12/05/2022 10:35
The Legend of Zelda: Breath of the Wild

Pese a lo que pueda parecer, Gerudo no es la región del Desierto y donde se asentan las Gerudo, sino la que está al norte. Sin ir más lejos, aquí encontraréis zonas nevadas. Ver para creer. Sea como sea, nuevamente encontraremos varios santuarios en este mapa.

Santuario de Shiod

Lo encontraréis cerca de la entrada del Clan Yiga, subiendo por una meseta a la derecha cuando estéis entrando. No lo busquéis con el sensor, ya que es un Santuario oculto. Para desbloquearlo, sólo tenéis que colocar un Gema Luminosa sobre el pedestal. En caso de que no tengáis ninguna, no os preocupéis, ya que alrededor de esta zona hay varias Piedras que podréis romper (esto también os servirá para orientaros).

Una vez entréis, volad con las bombas remotas las cajas de la izquierda. Hecho esto, dejan una comba lisa sobre la plataforma y detonarla cuando llegue a lo alto. De esta forma, tendréis acceso a la sala de la derecha. Aquí colocad la bomba lisa en el pilar naranja y otra redonda sobre la plataforma. Detonar la lisa cuando esté todo listo y a continuación detonar la redonda cuando llegue a lo más alto. 

Si habéis hecho lo anterior, tendréis acceso a la sala principal. Aquí simplemente poned dos bombas en las plataformas (una de cada tipo). Si os fijáis, la redonda va propulsor en propulsor, mientras que la lisa se queda junto al interruptor. Colocaos sobre las plataformas y detonar la lisa cuando la redonda esté en el suelo. Eso hará que la plataforma se eleve, pero cerrará el acceso al Sheikav. Ahora detonar la bomba redonda cuando pase junto al interruptor y levantaréis las rejas

Santuario de Siomka

Lo encontraréis en mitad de la Cordillera Gerudo. Tendréis que ir a la Estepa de Isork y desde allí ir hacia el norte. Para que toméis un punto de referencia, lo encontraréis a escasos centímetros del nombre del Monte Agatt en el mapa, junto a la pared de la segunda ladera. Dentro de este Santuario tendréis que hacer frente a un MiniGuardián 4.0

Santuario de Sasaik

Para encontrar este Santaruio, tendréis que superar la Prueba Heroica: La Sombra de la Torre. Para poder superarlo, tendréis que luchar contra un Miniguardián 3.0

Santuario de Utak

Encontraréis este Santuaio en la falda de la Meseta Opall, escondido en un bloque de hielo gigante custodiado por dos Invocantis. Lo primero que tendréis que hacer es derretir el hielo y para eso nada más efica que flechas de fuego. Una vez derretido, acceded a él. La clave aquí está en que hay que avanzar por el escenario con un bloque de hielo hasta llegar al Sheikav, algo que no sería complicado de no ser por las muchas zonas de fuego. Cogedlo y llevaro esquivando las llamas iniciales hasta llegar a la cara sur, donde veréis que no podéis avanzar con el hielo sobre vosotros.

Dejadlo en el suelo, paralizarlo y golpearlo para que llegue al otro extremo. Tras esto, volved a cogerlo, saltad el pozo de lava y dejar el bloque en el suelo. Coged con el imán la plataforma sobre la que habéis saltado y veréis que es un bloque metálico. Usadlo para bloquear las llamas. Asimismo, cuando avancéis, podéis dejarla en la plataforma que hay a la izquierda para bloquear las llamas y coger el cofre. No os preocupéis por tener que regresar, ya que hay escaleras para ello.

Finalmente, colocad el bloque metálico bajo las llamas. Tras etso, colocad el bloque en paralelo al bloque, paralizadlo y golpeadlo. Cuando le deis un par de golpe, usad el Imán y elevad el bloque para que obstaculice a las llamas. Tras esto, el bloque de hielo pasará y, sin soltar el bloque metálico, pasar por debajo de las llamas. No tendréis problemas para llegar hasta el Sheikav.

Santuario de Ahiku

Para encontrar este Santuario tendréis que superar la Prueba Heroica: Signos del Acantilado. En su interior encontraréis un Sheikav y un cofre.

Santuario de Yunish

Para poder desbloquear este Santuario, tendréis que superar la Prueba Heroica: Prueba de Aguante. Hecho esto, tendréis que hacer uso del control de movimiento para superar este Santuario. Lo primero será iluminar todos los electrodos con la fuente de energía del techo, algo que hará que se abra la reja. 

En la segunda sala tendréis que alinear unos ventiladores con unos molinos. Para ello tendréis que coger en primer lugar el bloque metálico y colocadlo sobre el interruptor de la esquina inferior derecha. A conitnuación, moved el ventilador para que apunte a la rampa izquierda. De esta forma, el viento os impulsará hasta el cofre. A continuación, alinead el ventilador de forma que pueda apuntar a los cuatro molinos, incluido el que está en la zona baja. Saltad sobre el interruptor y cuando la plataforma se eleve y la reja se abra, paralizad el interruptor y correr antes de que se acabe el efecto.

Finalmente, en la tercera sala tendréis que encender seis antochas igual que en la primera, sólo que ahora habrá dos grifos que puedan apagar las llamas. Podréis pasarlo si tenéis cuidado, pero para hacerlo más seguro, lanzad una flecha de fuego a la plataforma de madera del techo para que caiga un cofre metálico. Llevadlo el interruptor izquierdo y el grifo ya no os molestará. Tras esto, podéis empezar a encender todas las antorchas. Asimismo, si queréis más ayuda, podéis paralizar el grifo restante, aunque tendréis tiempo limitado.