Estás en: JuegosAdn > Wii U > Noticias > 6 ingredientes que influyen en el éxito de un videojuego

6 ingredientes que influyen en el éxito de un videojuego

The Legend of Zelda: Breath of the Wild

The Legend of Zelda: Breath of the Wild

La industria gaming se ha convertido en uno de los sectores con mayor nivel de exigencia por parte de sus consumidores. Los desarrolladores tratan de contentar a los jugadores ofreciendo títulos que estén al nivel de las expectativas actuales. Sin embargo, esto no siempre funciona. Según expertos del Máster en Videojuegos, la jugabilidad, el carisma de los personajes y la ambientación son algunos de los ingredientes que influyen en la rentabilidad del juego. Sin embargo, se trata de un cóctel en el que intervienen más elementos y que, de manera global, determinarán el éxito o el fracaso del título.

Así, algunos videojuegos pertenecientes a diferentes géneros como The Legend of Zelda, The Witcher 3 o Super Mario 64, caracterizados por sus altos índices de popularidad, contienen una serie de ingredientes en común que influyeron sobremanera en su éxito.

Si bien no existe una fórmula perfecta para conseguir que un videojuego reciba la aceptación del público, la realidad es que existen 6 elementos que juegan un papel clave durante el desarrollo. Por ello, es importante descubrir qué tienen en común algunos de los títulos con mayor número de ventas:

1. Buenos controles

Aunque todo lo relacionado con el juego sea increíble, no servirá de nada si los jugadores no pueden interactuar adecuadamente con él. 

Uno de los mayores retos del desarrollo de videojuegos es diseñar controles que se adapten y mejoren la experiencia. Esto implica que los jugadores no se sientan frustrados o limitados al intentar realizar ciertas acciones. Uno de los mejores ejemplos es Super Mario 64, un juego que siempre será divertido gracias a sus excelentes controles, que permiten manejar por completo el conjunto de movimientos de Mario.

2. Un tema y estilo visual interesantes

Si bien podemos llegar a pensar que la jugabilidad tiene mayor importancia que el aspecto visual, la realidad es que los gráficos son uno de los elementos más valorados por los jugadores en general.

La estética es fundamental en el resultado final de un videojuego. Por ello, los desarrolladores deben asegurarse de que el aspecto visual supere las expectativas del público en general. The Legend of Zelda: The Wind Waker es un gran ejemplo, ya que cuenta con unos magníficos gráficos que hacen que su vibrante mundo oceánico sea diferente a cualquier otro.

3. Sonido y música excelentes

Los videojuegos necesitan efectos de sonido para que los personajes virtuales y el mundo parezcan más vivos y realistas. Al mismo tiempo, la banda sonora también desempeña un papel importante a la hora de evocar las emociones del jugador y aumentar la experiencia. Así, Gears of War es un videojuego que destaca por su buen diseño de sonido, en el que los efectos, que incluyen desde atacar a un enemigo con una motosierra hasta realizar una recarga activa perfecta, componen una pieza maestra única.

4. Mundos cautivadores

A diferencia de otras formas de entretenimiento como el cine o la televisión, los juegos son interactivos y, por tanto, tienen mundos que se pueden explorar.

Por supuesto, los jugadores querrán comprobar todo lo que ofrece el mundo si hay elementos que les llamen la atención. Así, los nuevos mundos se caracterizan por su alto nivel de interactividad, incluyendo desde escenarios y misiones interesantes hasta recompensas y desafíos a la vuelta de cada esquina. The Witcher 3: Wild Hunt de 2015 hizo precisamente esto al ofrecer un mundo que se sentía vivo y que valía la pena explorar.

5. Jugabilidad divertida

La jugabilidad es posiblemente el aspecto más importante de un videojuego. Un título puede tener unos controles que destacan por mejorar la experiencia del usuario, pero si las mecánicas del juego no son divertidas el interés por avanzar se diluye con el tiempo.

Hay un montón de conceptos e ideas en Internet que todo desarrollador debería consultar sobre lo que hace que el juego sea divertido. Qué mejor ejemplo que el Tetris, un juego que ha hipnotizado a personas de diversas edades durante décadas con su jugabilidad "fácil de aprender, difícil de dominar".

6. Personajes memorables

Tanto si el juego tiene una gran carga narrativa como si no, debe tener personajes que no sean aburridos ni olvidables.

Esto significa diseñar personajes visualmente interesantes, bien escritos y con los que el jugador pueda identificarse. La mayoría de los narradores dirían incluso que son los personajes, y no la trama o la ambientación, lo que separa una buena historia de una gran historia. Aunque hay un montón de grandes ejemplos, no hemos podido evitar decantarnos por Chrono Trigger. Es difícil olvidar el colorido elenco de personajes de esta obra maestra, que incluye un chico pelirrojo, un robot, una rana humanoide, una chica de las cavernas y un mago oscuro, entre otros.

Conclusión

Aunque seguir la misma fórmula de otro gran juego puede parecer una buena idea, son aquellos que introducen algo único los que llaman la atención de todos. A medida que los desarrolladores introduzcan nuevos conceptos y los avances tecnológicos lo permitan, los jugadores descubrirán simulaciones más realistas y totalmente inmersivas en las pantallas y los objetivos, y podrán conectar más con el videojuego en cuestión. Sea cual sea la idea central del proyecto, sin duda alguna crear un título que ofrezca una experiencia nueva que los jugadores no puedan obtener en ningún otro sitio es el mejor camino para conseguir el éxito de un videojuego.

Utilizamos cookies para mejorar su experiencia y nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.
Puede obtener más información pulsando 'aquí'.